internacionales

Venezuela: suspendieron la intervención al partido de Capriles y se ahonda la grieta en la oposición

Por Agencia Télam

04-09-2020 07:30

La justicia de Venezuela suspendió hoy la reciente intervención al partido opositor Primero Justicia (PJ), uno de cuyos principales referentes, el ex candidato presidencial Henrique Capriles, alienta la participación en las elecciones parlamentarias de diciembre contra la opinión de la mayoría de la dirigencia opositora, lo que ahondó las diferencias dentro de este sector.

El Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) informó esta tarde en su sitio web que su Sala Constitucional suspendió “la medida cautelar de tutela constitucional contenida en el numeral 2 del dispositivo tercero de la sentencia N° 0072 de fecha 16 de junio de 2020”.

Esa medida fue la que dispuso la intervención de PJ y nombró una conducción partidaria encabezada por José Brito, uno de los diputados denunciados a fin del año pasado de haber sido cooptados por el gobierno para intentar impedir la reelección de Juan Guaidó como presidente de la Asamblea Nacional (AN, parlamento).

Por esos mismos días, el TSJ intervino también Acción Democrática (AD) y Voluntad Popular (VP), que junto a PJ son tres de los cuatro partidos opositores con mayor cantidad de afiliados, del mismo modo que lo había hecho meses atrás con el socialcristiano Copei, el marxista Bandera Roja y los exaliados chavistas Podemos y Patria Para Todos (PPT).

La resolución de dejar sin efecto la intervención a PJ se produjo dos días después de que Capriles hiciera pública su decisión de alentar la concurrencia opositora a los comicios parlamentarios del 6 de diciembre próximo bajo los argumentos de que no se debe “regalar la AN a (el presidente, Nicolás) Maduro” y que “si el régimen deja una rendijita, hay que meter el pie”.

Días atrás, fuentes políticas venezolanas habían anticipado a Télam la voluntad de Capriles -que siempre representó a los sectores más moderados de la oposición y a menudo quedó enfrentado con VP, el partido del cual surgió Guaidó- de impulsar una lista de candidato a las elecciones de diciembre por fuera de PJ y a través de un partido llamado La Fuerza del Cambio.

La Fuerza del Cambio fue creado en 2013 pero solo participó de comicios municipales a partir de 2018, cuando PJ estaba inhabilitado para concurrir en algunos distritos.

Incluso, Capriles venía analizando la posibilidad de renunciar a PJ y afiliarse a La Fuerza del Cambio, según una fuente próxima al dirigente citada ayer por el diario digital regional Panam Post.

No obstante, hasta ahora Capriles no podría aspirar a una banca en la AN porque es uno de las decenas de dirigentes opositores inhabilitados por el gobierno para postularse a cargos electivos que no fueron incluidos entre las 110 personas indultadas el lunes pasado por Maduro.

La postura de Capriles profundizó la disidencias dentro de la oposición, configurada básicamente por un sector muy mayoritario encolumnado detrás de Guaidó -que, con la firma de 27 partidos, incluido PJ, anunció que no concurrirá a las elecciones parlamentarias-, y otros dos pequeños, uno más radical y otro que desde alrededor de un año es en los hechos aliado del gobierno chavista.

“Es un tema duro y doloroso porque afecta la unidad, y estamos haciendo un esfuerzo para procesarlo con madurez”, afirmó el primer vicepresidente de la AN, Juan Pablo Guanipa, y remarcó que “PJ ratifica la línea acordada entre 27 partidos de no participar” de las elecciones de diciembre, según el diario digital Efecto Cocuyo.

“No voy a satanizar la propuesta de Capriles pero lo que le cuestiono es que si él tenía una idea tuvo que convencer primero a PJ, que es su familia, y si nos convencía, trabajar entre todos para convencer a otras organizaciones y tomar una decisión en unidad, como parte de una hoja de ruta consensuada”, agregó Guanipa.

Mientras tanto, la exdiputada María Corina Machado, referente del sector más radical del antichavismo, acusó a Capriles de “hacer el juego” a Maduro al apoyar la participación electoral de la oposición.

“Capriles está con el régimen de Maduro; quienes plantean participar en esa farsa electoral le hacen el juego a la tiranía”, sostuvo Machado en una entrevista publicada hoy por el diario colombiano El Tiempo.

Machado no solo sostiene diferencias con Capriles sino también con Guaidó, a quien desairó públicamente el sábado tras conversar con él, en el contexto de una serie de contactos propiciados por el jefe del parlamento con el fin de buscar una estrategia común para toda la oposición.

En ese contexto, el gobierno de Estados Unidos impuso hoy sanciones económicas y migratorias a la presidenta y a uno de los directores del Consejo Nacional Electoral (CNE) venezolano, la chavista Indira Alfonzo y el aliado del oficialismo José Luis Gutiérrez.

“Sus acciones son parte de un esquema de interferencia electoral más amplio para evitar que se celebren elecciones parlamentarias libres y justas en diciembre de 2020 mediante la reestructuración del CNE”, argumentó el Departamento del Tesoro en un comunicado.

Alfonzo y Gutiérrez forman parte de la conducción del CNE designada en junio pasado por el TSJ -pese a que la Constitución confiere esa facultad a la AN-, integrada por tres dirigentes chavistas y dos aliados. (Télam)