internacionales

Trump insistió en que la cuarentena no previene los contagios, que se multiplican en EEUU

Por Agencia Télam

03-08-2020 08:45

Pese a que la pandemia de coronavirus en Estados Unidos continuó sumando muertes y casos positivos, que sólo hoy superaron los 35.000, el presidente Donald Trump insistió en que las cuarentenas no previenen los contagios masivos.

El país con más casos de coronaviurs en el mundo reportó en las últimas 24 horas 35.475 nuevos contagios, que sumaban en total 4.698.335, y 362 muertes, que elevaron la cifra de decesos a 155.196, según la Universidad Johns Hopkins.

Pese a que Nueva York ya no es el estado con un mayor número de contagios, sí sigue como el más golpeado en cuanto a muertos en Estados Unidos con 32.710, más que los contabilizados en Francia o España. Tan solo en la ciudad de Nueva York fallecieron 23.541 personas.

Al estado de Nueva York le siguen en número de defunciones los de Nueva Jersey con 15.836, California con 9.396 y Massachusetts con 8.638.

En cuanto a contagios, California suma 511.869, le sigue Florida con 487.132, tercero Texas con 447.222, y Nueva York cuarto con 416.298.

En este contexto acuciante, Trump sostuvo en declaraciones en la Casa Blanca que "una cuarentena permanente contra la Covid-19 no es un camino que se pueda recorrer", informó Ansa.

"La cuarentena no previene los contagios y lo demuestra lo que ocurre en otros países", agregó el mandatario repuiblicano, que no obstante destacó la importancia de mantener la distancia social.

Más temprano, Trump criticó a la coordinadora de respuesta al coronavirus de su Gobierno, Deborah Birx, que dijo a la CNN que la pandemia alcanzó una nueva fase y está "extraordinariamente extendida" en muchos estados.

A travéz de Twitter, llamó a Brix "patética" y sugirió que sus comentarios sobre una "nueva fase" eran un esfuerzo para ganarse el favor de la presidenta del Senado, la demócrata Nancy Pelosi.

"Entonces, Crazy (loca) Pelosi dijo cosas horribles sobre la Dra. Deborah Birx, ir tras ella porque era demasiado positiva sobre el muy buen trabajo que estamos haciendo en la lucha contra el virus de China , incluidas las vacunas y la terapéutica. Para contrarrestar a Nancy, Deborah mordió el anzuelo y nos golpeó. ¡Patético! ", escribió.

Pero en una conferencia de prensa por la noche, Trump pareció moderar sus comentarios sobre el Birx. "Ella es una persona por la que tengo mucho respeto", dijo, mientras defendíó la respuesta de su Gobierno la pandemia.

Además, el mandatario lanzó insultos a los líderes demócratas que estaban reunidos con sus principales asesores en busca de un paquete de recuperación económica, azotada por el coronvairus, amenazando con actuar por su cuenta para prohibir los desalojos mientras socavaba nuevamente las negociaciones para llegar a un acuerdo más amplio.

Trump planteó la posibilidad de utilizar una orden ejecutiva para abordar una moratoria federal vencida sobre los desalojos, a pesar de que una propuesta de ayuda republicana de un billón de dólares no incluía tal pausa.

Y aseguró que permaneció "totalmente involucrado" en las conversaciones de estímulo, a pesar de que no estaba "allí con Crazy Nancy".

Pero Trump -que pretende ser reelecto en las elecciones de noviembre- ha estado notablemente ausente de las negociaciones sobre un amplio paquete de estabilización económica, incluso cuando decenas de millones de estadounidenses han sido privados de los beneficios de desempleo de los que han dependido durante meses en la pandemia de coronavirus.

(Télam)