internacionales

Trump criticó el rechazo de la Corte Suprema a la cancelación de DACA y pidió que lo voten

Por Agencia Télam

18-06-2020 06:00

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, calificó hoy de inconstitucional la decisión de la Corte Suprema de rechazar su intento de derogar a la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA) y llamó a los ciudadanos a votar por él en noviembre.

El tribunal impidió hoy el plan de Trump de poner fin a DACA, el programa instaurado en 2012 por la presidencia de Barack Obama (2009-2017) para regularizar la presencia de alrededor de 800.000 jóvenes que habían entrado irregularmente al país siendo niños.

“La decisión sobre DACA, si bien es política y pareciera no basarse en la ley, le da al presidente de los Estados Unidos mucho más poder del que NUNCA habían previsto. Sin embargo ¡solo actuaré en el mejor interés de los Estados Unidos de América!”, publicó Trump en su cuenta oficial de Twitter.

En una sentencia ajustada, por 5 votos a favor y 4 en contra, el Supremo concluyó que el jefe de la Casa Blanca no siguió los mecanismos establecidos en la ley cuando interrumpió en 2017 el programa y rechazó “el procedimiento” utilizado por el gobierno, pero omitió referirse a la legalidad de DACA, informó la agencia de noticias ANSA.

Tras el fallo de la Corte Suprema, Trump preguntó irónicamente si los jueces tenían algo en su contra y, con vistas las elecciones presidenciales del 3 de noviembre próximo, pidió que lo voten y remarcó la necesidad de nuevos jueces para defender los derechos de la población, entre los que destacó la segunda enmienda, que permite a los ciudadanos portar armas.

“Estas decisiones horribles y políticamente cargadas que salen de la Corte Suprema son disparos de escopeta en la cara de personas que se enorgullecen de llamarse republicanos o conservadores. Necesitamos más jueces o perderemos nuestro 2da. enmienda y todo lo demás. ¡Vota Trump 2020!”, tuiteó.

La sentencia de hoy se produce apenas tres días después del fallo histórico de la Corte Suprema en favor de la comunidad LGBT (lesbianas, gais, bisexuales y transgénero), al dictaminar que nadie puede ser discriminado en su trabajo debido a su orientación sexual.

La decisión de Trump de cancelar el proyecto que protege de la deportación a miles de jóvenes sin residencia legal en Estados Unidos, conocidos como “soñadores”, en septiembre de 2017, fue bloqueada desde abril de 2018 por los tribunales, cuando el magistrado William Alsup de la corte del distrito norte de California le ordenó reactivar parcialmente el plan.

El mandatario, que acusó a Obama de aprobar una iniciativa que estimuló la crisis humanitaria de 2014, le había dado al Congreso plazo hasta el 5 de marzo para solucionar la situación de sus beneficiarios; no obstante, el juez determinó que las solicitudes de jóvenes indocumentados debían recibirse hasta resolverse todos los aspectos legales pendientes en diferentes tribunales del país.

Desde entonces, legisladores republicanos y demócratas presentaron en varias ocasiones propuestas para dar una solución, pero fueron rebatidos por el gobierno acusando falta de dinero para su controvertido muro con México o porque no acababan con el actual sistema de reagrupación familiar.

A principios de 2019, tres organizaciones en defensa de los jóvenes indocumentados que habían llegado a Estados Unidos siendo menores de edad se presentaron en la Corte de Apelaciones de Nueva York para defender la continuidad de DACA.

Este pedido se sumó a uno previo de febrero de 2018 del juez federal Nicholas Garaufis, quien determinó que la decisión gubernamental de derogar DACA era ilegal y exigió a la Administración que siguiera protegiendo a los jóvenes que se beneficiaban del programa.

Luego de la reciente sentencia de la Corte Suprema contra la decisión de cancelar el programa, el mandatario tuiteó: “Como presidente de los Estados Unidos, estoy pidiendo una solución legal para DACA, no una política, consistente con la ley. La Corte Suprema no está dispuesta a darnos una, entonces ahora tenemos que empezar con este proceso de nuevo”.

“Las recientes decisiones de la Corte Suprema, no solo sobre DACA, dejan en claro que necesitamos NUEVOS JUECES de la Corte Suprema. Si los demócratas radicales de izquierda asumen el poder, su segunda enmienda, el derecho a la vida, las fronteras seguras y libertad de religión, entre muchas otras, se acaban”, exclamó. (Télam)