internacionales

Netanyahu pedirá inmunidad al parlamento para no ser juzgado por corrupción

Por Agencia Télam

01-01-2020 06:15

Tras ganar con amplia mayoría las internas de su partido, el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, anunció hoy que le pedirá al parlamento que apruebe una ley de inmunidad que le permita no ser juzgado por los tres casos de corrupción por los que lo procesó la Fiscalía a fines de año y hacían peligrar su candidatura en las próximas elecciones generales.

"Tengo la intención de apelar al presidente de la Knesset (parlamento) para ejercitar mi derecho y mi deber de continuar sirviendo a los ciudadanos", aseguró Netanyahu en una conferencia de prensa en Jerusalén y agregó, volviendo a acusar a la prensa y la izquierda de todo su proceso legal: "Hay gente que, a diferencia mía, sí cometieron crímenes graves y tienen inmunidad de por vida. Están en el lado correcto de los medios y la izquierda."

El premier, además, aclaró que "por ley, la inmunidad (que pide) es temporaria". "Se cancela ni bien la Knesset que la aprobó se disuelve. Por ley, no hay posibilidad de evitar un juicio", explicó, citado por el diario local Haaretz, y destacó que la medida solo funciona mientras él siga en el cargo, en este caso de primer ministro.

Sin embargo, afirmó, "la ley de inmunidad busca proteger a los representantes públicos de ser erróneamente acusados". "La ley busca asegurar que los representantes públicos puedan servir a la voluntad de la gente, no a la de algunos empleados", agregó.

El pedido formal de Netanyahu debe ser tramitado por la comisión de la cámara, pero ésta aún no fue formada desde que el parlamento fue disuelto antes de las elecciones de abril pasado.

Esas elecciones no lograron producir una coalición mayoritaria para formar gobierno y la siguiente tampoco, así que la comisión recién podría debatir y votar el pedido del primer ministro cuando se forme tras los comicios de marzo próximo, los terceros consecutivos en los últimos 12 meses.

Excepto que la Knesset decida formar la comisión antes solo para decidir sobre el pedido de Netanyahu, esta espera frenará la posibilidad de que eleven a juicio el procesamiento del primer ministro.

Netanyahu había prometido en una reciente entrevista que no trataría de aprobar una ley que cierre su proceso legal, pero con el envío de un pedido formal a la comisión de la cámara de la Knesset abre la puerta a que el procesamiento se congele hasta después de las próximas elecciones de marzo.

Además, la amnistía debe ser aprobada también por el pleno de la cámara y, aún si esto sucede, puede ser apelada ante el Tribunal Supremo, lo que demoraría aún más el comienzo del juicio.

El anuncio del premier fue rápidamente condenado por líderes de la oposición.

"Netanyahu sabe que es culpable. Cualquiera que dice 'No hay nada porque no había nada' no debería tener miedo de enfrentar un juicio", aseguró el ex jefe del Ejército y su principal rival en las últimas elecciones, Benny Gantz.

Su ex ministro y actual detractor Avigdor Lieberman también crítico la decisión del jefe de gobierno y adelantó que no apoyará una inmunidad: "Ahora queda claro: lo único que le importa y le continúa importando a Netanyahu es la inmunidad." (Télam)