internacionales

Irlanda del Norte es gobernada por una coalición entre unionistas y el Sinn Féin

Por Agencia Télam

11-01-2020 06:30

La líder del Partido Democrático Unionista (DUP), Arlene Foster, fue electa hoy ministra principal de Irlanda del Norte tras el histórico acuerdo con el partido republicano Sinn Féin que ha permitido restaurar la autonomía de la región bajo soberanía de Reino Unido después de tres años de suspensión.

"Otros miembros de esta Cámara son republicanos irlandeses y yo soy una unionista con una fuerte identidad británica, pero a pesar de nuestras diferencias, debemos buscar un lugar común", afirmó Foster en su intervención ante el Parlamento norirlandés reunido en el Palacio de Stormont, según recoge la prensa norirlandesa. citada por DPA.

"Estamos de acuerdo en que ha habido demasiado sufrimiento y en que no podemos permitir que la sociedad entre en una deriva retrógrada de división", agregó.

También ha sido nombrada viceprimera ministra la dirigente del Sinn Féin Michelle O'Neill, como corolario de una sesión parlamentaria en la que se materializó el histórico pacto en el que participan además el Partido Socialdemócrata y Laborista (SDLP), el Partido Unionista del Ulster (UUP) y el Partido Alianza de Irlanda del Norte.

O'Neill destacó por su parte que las prioridades del nuevo gobierno serán sanidad, educación y empleo. "Podemos hacerlo manteniendo nuestras identidades políticas diferenciadas y trabajando en el mejor interés de todo el pueblo", afirmó.

El acuerdo prevé además el nombramiento de Alex Maskey, del Sinn Féin, como presidente del Parlamento de Irlanda del Norte.

El acuerdo, que se difundió ayer, se alcanzó tras casi nueve meses de intensos contactos de Londres y Dublín con las formaciones norirlandeses, que finalmente aceptaron las propuestas presentadas en un documento titulado "Nueva Década, Nuevo Enfoque".

El texto destaca el acuerdo en "cinco áreas clave" de la gobernabilidad de la región, las cuales ayudarán a limar las diferencias que mantienen el Partido Democrático Unionista (DUP) y el Sinn Féin, principales representantes de sus respectivas comunidades, la protestante y la católica, según un despacho de EFE.

El mayor logro en este acuerdo, que destrabó la cerrada negociación, fue la inclusión del tema de la lengua gaélica en la Ley General de Irlanda del Norte, que está en vigor desde los acuerdos de paz de 1998. (Télam)