internacionales

El Parlamento griego aplaza para mañana la votación del acuerdo sobre Macedonia

Por Agencia Télam

24-01-2019 06:00

El Parlamento griego debió retrasar para mañana la votación sobre el cambio del nombre de la Antigua República Yugoslava de Macedonia (ARYM) a Macedonia del Norte, prevista inicialmente para esta medianoche, a la vista de que más de dos tercios de los diputados solicitaron tomar la palabra.

El vicepresidente del Parlamento, Spyros Likudis, que dirigía la sesión, anunció por la tarde que el aplazamiento se decidió de forma unánime por la mesa del Parlamento para permitir que 230 de los 300 legisladores de la Cámara que solicitaron intervenir pudieran hacerlo.

Este enorme interés pone de manifiesto el interés de los partidos políticos griegos por este tema, sobre todo a la oposición conservadora, que criticó con dureza el acuerdo cerrado con el Gobierno de Macedonia, que pretende acabar con un litigio que lleva más de un cuarto de siglo.

Ya al abrirse este miércoles el debate en el pleno, Nueva Democracia anunció que todos sus diputados tomarían la palabra, estrategia que en parte perseguía aplazar al máximo la votación.

El miércoles incluso planeó sobre el hemiciclo la posibilidad de que los conservadores de Nueva Democracia presentara una moción de censura contra el Gobierno del primer ministro Alexis Tsipras, idea que finalmente desestimó.

El premier volvió hoy a defender el acuerdo, al que calificó de histórico, como lo hizo al unísono todo el mundo occidental.

"Vine para enfrentarme a mis oponentes políticos. Llegué a afrontar, junto con los que no se dejan chantajear y no tienen miedo, lo que considero una responsabilidad nacional, histórica y política", dijo Tsipras, citado por la agencia de noticias EFE.

El líder de la oposición, Kyriakos Mitsotakis, por su parte, calificó el acuerdo como una "derrota" y "error" nacional que viola la verdad y la historia del país, y que "nunca debería haber sido firmado".

Mientras, en la plaza de Syntagma, unas 2.000 personas volvieron a concentrarse ante el Parlamento para expresar su repulsa a un acuerdo que a su juicio traiciona los intereses y la soberanía de Grecia.

La manifestación había sido convocada nuevamente por la coordinadora nacionalista, que el domingo pasado logró reunir en el mismo lugar a 60.000 personas llegadas de todo el país, informaron medios locales.

Mientras que la concentración del domingo se saldó con más de 30 heridos tras los enfrentamientos entre policía y manifestantes, la de hoy transcurrió sin incidentes mayores.

La votación en el Parlamento heleno es el último paso en el proceso de ratificación del acuerdo, tras finalizar una serie de votaciones en el Parlamento de Macedonia el pasado día 11.

A pesar de las nubes que cubren el debate, se espera que la ratificación salga adelante por mayoría absoluta, con los votos del partido izquierdista de Tsipras, Syriza, de tres diputados de To Potami y de varios independientes excluidos de sus partidos precisamente por su apoyo al acuerdo y al Gobierno. (Télam)