internacionales

Detienen en París a un empresario buscado por el genocidio de Ruanda, de 1994

Por Agencia Télam

16-05-2020 11:30

Agentes de seguridad de Francia detuvieron al empresario Félicien Kabuga, uno de los fugitivos más buscados por el genocidio de Ruanda de 1994, informó este sábado el Mecanismo para los Tribunales Penales Internacionales (MTPI) en un comunicado.

"Félicien Kabuga, uno de los fugitivos más buscados del mundo, que supuestamente fue una figura clave en el genocidio de 1994 contra los tutsis (minoría étnica) en Ruanda, fue arrestado en París por las autoridades francesas como resultado de una investigación conjunta con la Fiscalía del MTPI", dice el comunicado, citado por la agencia de noticias rusa Sputnik.

El fiscal general del MTPI, Serge Brammertz, señaló que la detención de Kabuga "es un recordatorio de que los responsables del genocidio pueden rendir cuentas, incluso 26 años después de sus crímenes".

"Nuestros primeros pensamientos deben estar con las víctimas y los sobrevivientes del genocidio de Ruanda. Ejercer en su nombre es un inmenso honor profesional para toda mi oficina", añadió.

Según el tribunal internacional, Kabuga fue arrestado en una operación "sofisticada y coordinada con búsquedas simultáneas en varios lugares".

Según la Fiscalía del MTPI, Kabuga desempeñó un papel fundamental en la financiación de las matanzas de al menos 800.000 personas cometidas contra la población tutsi, en su mayoría, de Ruanda en 1994, tras las cuales se dio a la fuga.

El genocidio de Ruanda, fue un intento de exterminio de la población Tutsi por parte del gobierno hegemónico Hutu, en una matanza que se extendió entre el 7 de abril y el 15 de julio de 1994, donde fueron asesinados aproximadamente al 70% de los Tutsis.

En 1997 el Tribunal Penal Internacional de la U para Ruanda acusó a Kabuga de siete cargos de genocidio, complicidad en genocidio, incitación directa y pública para cometer genocidio e intento de genocidio.

Por decisión de la Asamblea General de la U, el 7 de abril fue declarado como el Día Internacional de Reflexión sobre el Genocidio de 1994 contra los Tutsis en Ruanda.

(Télam)