internacionales

ANSA/ México: Importaciones históricas de gas

Por Agencia ANSA

29-12-2019 02:45

Por Marcos Romero CIUDAD DE MEXICO, 29 DIC - México es todavía un país con grandes reservas potenciales de gas natural y de crudo en el mundo pero sus importaciones de gas natural crecieron dramáticamente en los últimos años para alcanzar este 2019 el máximo nivel en medio siglo, la mayoría de Estados Unidos.

El país de hecho ocupa el sexto lugar mundial en reservas no probadas pero "técnicamente recuperables" de este energético, aunque no las extrae por falta de dinero.

Otra razón es que buena parte de estos recursos son de tipo "shale", o sea, se ubican en cuevas y requieren ser sacadas mediante métodos de fractura hidráulica.

La técnica es altamente contaminante, aunque cada vez se perfecciona más, pero ante la presión de grupos ambientalistas el presidente Andrés López Obrador ha señalado que no recurrirá a este tipo de explotación.

Grupos empresariales y expertos aconsejan a López Obrador usar la tecnología ecológica más avanzada para que el uso del "fracking" sea amigable con el entorno, pero aún así persisten obstáculos para que el país explote sus abundantes cuencas de este combustible.

Según estadísticas del ministerio de Energía (Sener), el consumo de gas natural en México aumentó casi 30% en la última década, mientras la producción nacional se quedó muy rezagada.

En 2019, las importaciones alcanzaron el 70% del gas que el país consume, aunque el Plan Nacional de Producción de Hidrocarburos del gobierno de López Obrador contempla un aumento capaz de revertir estas cifras.

La dependencia energética de México en materia de gas natural con Estados Unidos alcanzó el nivel más alto de la historia en agosto de 2019 cuando el país compró 168.

085 millones de pies cúbicos, según Agencia de Información Energética (EIA, siglas en inglés).

Las importaciones mexicanas de gas de Estados Unidos superan los 1,6 billones de pies cúbicos anuales, que representan un salto exponencial respecto a 2010, cuando llegaban apenas a los 300.

000.

México podría alcanzar la independencia energética si invierte lo suficiente en las cuencas gasíferas de Burgos y Tampico-Misantla, en el estado norteño de Tamaulipas, frontera con Texas, pero para ello requiere además mucho capital extranjero, al que el actual gobierno desdeña.

Durante julio y septiembre pasados, la importación de gas natural por medio de gasoductos alcanzó los 167.

902 y 162.

129 millones de pies cúbicos respectivamente, aprovechando que el gas actualmente es barato.

Según la Agencia Internacional de Energía (IEA) señala que México ocupa el sexto lugar del mundo con recursos no probados, pero técnicamente recuperables, de gas y aceite shale, con 545 billones de pies cúbicos de gas y 13.

100 millones de barriles de crudo.

En 2012 existían en México 16 puntos de internación de gas natural pero lo que va de la administración entraron en operación nueve interconexiones adicionales para la importación por medio de gasoductos desde Estados Unidos.

Ramsés Pech, experto en energía, considera que México tiene que aprovechar los bajos precios del gas natural entre 2,5 y 4 dólares por millón BTU.

Sin embargo, estima que si México no adopta medidas adecuadas, podría enfrentar el riesgo de sufrir una severa escasez en caso de una "guerra económica" con Estados Unidos, que le podría "cerrar la llave" del gas natural.

Pero un escenario así es considerado improbable, por cuanto también Estados Unidos depende de México en la materia debido a que la producción de gas natural en el país vecino sigue creciendo mientras la demanda interna cae.

Por lo tanto, requiere que el país vecino siga adquiriendo parte del combustible excedente (México compra la mitad de lo que exporta Estados Unidos) para evitar un colapso de precios.

"Los riesgos que México asume al depender de Estados Unidos para la mayoría de su consumo de gas natural son manejables", aseguran los expertos Verónica Irastorza, de NER Economic Consulting y John McNeece, investigador de la Universidad de California.

"El acceso directo de México al mercado más robusto de gas natural en el mundo debe aprovecharse para volvernos más competitivos", agregan.

(ANSA).