internacionales

ANSA/ Hong Kong: Un cambio de China, todo un mensaje

Por Agencia ANSA

04-01-2020 11:00

HG KG, 4 ENE - China decidió reemplazar a su enviado especial a Hong Kong, lo que representa una primera "reorganización" desde que estallaron protestas en favor de la democracia en la antigua colonia británica, hace siete meses.

"Wang Zhimin fue retirado de su cargo como" jefe de la oficina de relaciones con China "y será reemplazado por Luo Huining", dijo la cadena CCTV, sin dar más detalles.

Luo se desempeñó en el pasado como secretario del Partido Comunista en la provincia china de Shanxi y también tendrá el cargo de adjunto al comité de Asuntos Económicos, detalló la agencia de noticias oficial Xinhua.

La sede de la Oficina de Relaciones en Hong Kong ha sido uno de los escenarios predilectos de los manifestantes del territorio últimamente, donde suelen terminar sus protestas contra el proyecto de ley que permitía las extradiciones a China, considerado como una intromisión de Pekín en las libertades que se prometieron a la otrora colonia británica cuando volvió estar bajo el dominio chino en 1997.

China, por su parte, niega estas peticiones y asegura que está comprometido con la fórmula de "un país, dos sistemas", además de culpar a los países extranjeros, incluidos Reino Unido y Estados Unidos, de incitar a las protestas.

Las protestas han perdido intensidad en las últimas semanas, si bien hay convocadas una serie de movilizaciones para los próximos días, coincidiendo con el inicio del nuevo año en occidente.

Las manifestaciones han afectado también a la economía de Homg Kong, marcada también por la guerra comercial entre Estados Unidos y China.

Según las cifras, las exportaciones han caído un 1,4 por ciento en noviembre en comparación con el año anterior, mientras que las importaciones se han rebajado un 5,8 por ciento.

Millones de personas han salido a las calles desde junio del año pasado.

Las manifestaciones se transformaron en una mayor demanda de mayores libertades democráticas, todo un desafío para Pekín.

Esas marchas a menudo se han convertido en enfrentamientos violentos entre manifestantes incondicionales y la policía, y Wang los condenó como "manifestantes" que debían ser llevados ante la justicia.

La Oficina de Relaciones, cuyo director es el funcionario político chino de más alto rango en Hong Kong, fue blanco en julio de manifestantes que arrojaban huevos y pintaban el edificio.

Pekín también ha seguido respaldando a la líder impopular de Hong Kong, Carrie Lam.

Wang fue nombrado para el puesto de director en 2017, habiendo servido previamente en varios puestos en la Oficina de Relaciones.

A principios de diciembre, tras los informes de los medios de comunicación de que Pekín estaba considerando reemplazarlo, Wang prometió continuar y dijo que ofrecerá un apoyo inquebrantable al gobierno y la policía de Hong Kong en un intento por poner fin a la crisis.

(ANSA).