internacionales

ANSA/ Cuba: Los chinos, gran promesa para el turismo

Por Agencia ANSA

05-01-2020 02:30

Por Francisco Forteza LA HABANA, 5 ENE - Un poderoso operador turístico chino incluyó a Cuba entre sus destinos más importantes de 2020, una buena noticia para la atacada industria del ocio en la isla.

"La fotografía de una calle de La Habana con varios autos antiguos representará a Cuba en el calendario 2020 de la agencia de viajes Iyooyoo, asentada en la municipalidad de Shanghái, este de China", anunció en un despacho desde Pekín la agencia cubana Prensa Latina.

Explicó que esa imagen de viejos autos construidos en Detroit, Estados Unidos, en las décadas de los años 40 y 50 "complementa una frase que destaca atractivos de la isla como la danza, el ron y el tabaco de primera calidad y lugares emblemáticos como Trinidad (villa turística montañosa NDR) y la capital".

La nota promociona a la isla como "ideal para el romance, donde se puede disfrutar de paisajes naturales y trasladarse instantáneamente hacia tiempos remotos".

Se describe al operador turístico chino Iyooyoo como una empresa online especializada en viajes de familia hacia localidades de µfrica, América del Sur y Europa.

El agravamiento del conflicto con Estados Unidos detuvo casi por completo los crecientes arribos de ciudadanos estadounidenses que buscaban vacacionar en el país caribeño.

No solo los automóviles de Detroit recorrían Cuba en los años 50, sino también los turistas de ese país.

El bloqueo aplicado por Washington a inicios de los años 60 detuvo esas llegadas, que solo se reanudaron casi cinco décadas después gracias al "deshielo" establecido por el expresidente estadounidense Barack Obama y el exmandatario cubano Raúl Castro.

Todo parecía indicar que ese proceso lograría romper la barrera de las cinco millones de visitas a la isla cada año del turismo internacional, al participar "los yanquis".

Pero el gobierno republicano de Donald Trump cortó sus fuentes, la más importante, los cruceros de las grandes firmas del país vecino.

La industria cubana del turismo, no obstante, es la más importante, sin lugar a dudas, de la amenazada economía nacional y tiene deberes que cumplir.

Por ello, el sector lanzó campañas promocionales por todo el mundo y declaró la "caza" amable de rusos y chinos, sus mejores esperanzas.

Fueron 50.

000 los turistas chinos que pasaron un tiempo en Cuba en 2018.

En tres años, se quiere duplicar esta cifra.

Para ello, el destino cubano no solo está usando publicidad como la de Shangai.

También abrió las puertas de par en par a los hoteleros cchinos, que están construyendo en varias áreas a la vez, por ejemplo, en La Habana.

En tales hoteles, en los que ya funcionan y en los que lo hharán pronto, predomina un espíritu chino: la cultura del país asiático, en especial la culinaria, son temas de manual para los expertos turísticos cubanos.

Muchos de ellos esperan que China y Rusia sustituyan con creces a la promesa incumplida por el mercado estadounidense.

(ANSA).