gremiales

Los estatales sostienen que el IFE solo puede cesar si se avanza en un salario familiar

Por Agencia Télam

17-07-2020 05:45

El secretario adjunto nacional de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE), Rodolfo Aguiar, aseguró hoy que el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) que perciben 9 millones de personas "solo puede cesar si se avanza en un salario universal", y consideró que de lo contrario "millones de personas caerán en la indigencia".

A través de un comunicado, el dirigente rionegrino y titular de la Central de los Trabajadores de la Argentina Autónoma (CTAA) de esa provincia se pronunció por convertir en "una propuesta concreta" la iniciativa oficial de una renta básica para evitar "la posibilidad de que millones de argentinos caigan en la indigencia".

Aguiar se opuso a que el pago del IFE concluya a fines de agosto próximo porque "no existe la posibilidad real de ejecutar esa medida en este momento" a partir de que "el país atraviesa la etapa de mayores contagios por coronavirus y las consecuencias económicas negativas impactan en numerosos sectores".

"No pueden dejar de existir políticas de contención ante el derrumbe económico y social que se profundiza. El salario universal o renta básica tiene que dejar de ser una idea para transformarse en una iniciativa concreta y única para impedir que millones de hogares continúen cayendo en la indigencia", explicó.

Según había señalado el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, el Gobierno nacional presentaría un proyecto tendiente a que más de tres millones de personas perciban una renta universal equiparable al salario mínimo, vital y móvil actual, de 16.875 pesos, por lo que Aguiar sostuvo que esa iniciativa debería coexistir con otros planes, como la Asignación Universal por Hijo (AUH).

Para Aguiar, los cambios y la flexibilización anunciadas hoy por el Gobierno en el aislamiento social, preventivo y obligatorio -que se extenderán hasta el próximo 2 de agosto- "se relacionan más con las presiones de los sectores económicos que con las necesidades sanitarias”, por lo que reclamó "ese salario universal".

"Si se abandonase la política de inyectar recursos en los sectores populares no habrá posibilidad de reactivar los consumos sociales y el mercado interno. Nadie puede pensar hoy en un Estado que no sea deficitario", puntualizó el dirigente. (Télam)