gremiales

Gremio universitario de la UTN reclamó sanción de Ley de Teletrabajo para garantizar derechos

Por Agencia Télam

28-07-2020 06:00

La Asociación Gremial de Docentes de la Universidad Tecnológica Nacional (Fagdut) reclamó hoy "la aprobación de la Ley de Teletrabajo para garantizar las condiciones de higiene y seguridad laboral y el derecho a la desconexión a partir de las extensas jornadas de trabajo que imponen" las tareas remotas.

Un documento firmado por el titular del gremio, Norberto Heyaca, señaló la necesidad de tomar conciencia sobre "la importancia del entorno físico en el que se realizan las tareas", en el contexto del aislamiento social, dispuesto por la pandemia de coronavirus.

En ese sentido, explicó que una encuesta de la entidad comprobó que "el 61 por ciento de los docentes no tiene equipamiento necesario, como silla ergonómica, mesa o escritorio a adecuada altura y protección eléctrica".

La Fagdut inició una campaña de entrega de barbijos y máscaras de protección como aporte a "la contención de los docentes y en previsión de que difícilmente el empleador pueda hacerlo cuando regrese al país la presencialidad" en las aulas.

"En la Unidad Académica Mar del Plata se adquirió la licencia profesional de un programa de videoconferencias, que se puso a disposición de los afiliados para que dicten clases o tomen exámenes en mejores condiciones que las gratuitas. Un 72 por ciento de los profesores no tiene experiencia alguna como organizador de videoconferencias", puntualizó el dirigente en el documento.

El sindicalista afirmó además que, aunque el sindicato ofrece capacitaciones gratuitas, la demanda creció "de un día para el otro", por lo que ocurrió "un desborde" a partir de "los pedidos de nuevos cursos, porque no fue suficiente la formación institucional de la UTN en el manejo del campus virtual y las videoconferencias".

En lo gremial -dijo el sindicalista- existen conflictos generados por las exigencias de dictar clases por videoconferencia, pero sin aportar los medios necesarios, es decir, equipamiento, conectividad, capacitación y un lugar acondicionado.

"Los docentes tecnológicos lograron suplir la presencialidad en un contexto en el que la pandemia de coronavirus obligó el cierre de las aulas. Solo el 45 por ciento de las facultades regionales habían iniciado las clases este año, por lo que más de la mitad no pudo trabajar de forma presencial", concluyó Heyaca. (Télam)