espectaculos

Tres intérpretes construyendo una película desde el aislamiento

Por Agencia Télam

07-06-2020 12:30

Tras el rodaje del filme "Murciélagos", que se estrenará el 2 de julio en una sala virtual, tres de los 12 actores que forman parte del elenco, Peto Menahem, Juan Pablo Geretto y Maida Andrenacci, reflexionaron sobre las ventajas y desventajas de haber sido parte de una filmación a distancia como consecuencia del nuevo coronavirus.

Sobre ello, en entrevista con Télam Menahem destacó: "La única ventaja que le veo es la rapidez. Y por supuesto el hecho mismo de hacerla, de ponerse en acción no a pesar sino tomando las limitaciones como condiciones dadas. Sería hermoso hacer eso cada día con todas las limitaciones. A veces sale, a veces no".

Por su parte, Andrenacci sopesó: "Entender en profundidad cómo funciona cada área que participa en el armado de una escena o de una película, me cambió la mirada. La próxima vez que entre a un set voy a mirar todo con otros ojos. Por el contrario, ocuparse de todo genera que una no pueda actuar totalmente relajada".

Siguiendo el argumento, la actriz observó que es ese el motivo por el que existen "profesionales de cada área con un trabajo tan artesanal como particular. Los buenos sonidistas, directores de fotografía, camarógrafos. Hacen la diferencia en una película".

"Después -enfatizó Menahem, quien encontró el mayor desafío en las cuestiones técnicas que se vio obligado a aprender a manejar- no hacer el trabajo en conjunto, en equipo, mirándose, entendiéndose en el lugar con toda la gente, todo eso para mí es pura desventaja".

Otro fue el reto de Andrenacci: "Debí dejar la exigencia de lado y entender que la manera en que se está filmado es parte del proyecto también: un registro del aislamiento en las historias que se cuentan y en cómo fue filmado".

En ese sentido, para Geretto las desventajas se relacionan con lo humano: "'Murciélagos' fue para unirnos a una causa, pero extraño el trabajo en equipo, enamorarme de un camarógrafo, los productores que no saben qué hacer con nosotros, el café quemado de la lata dispenser, las charlas, que me dirijan, quienes te abordan el cuerpo e investigan la ropa para ponerte el micrófono", enumeró.

Consultados sobre el futuro que avizoran, Geretto expresó: "Que nos olvidemos de que el otro es una potencial amenaza y gane el abrazo y el beso la batalla", mientras que Menahem imaginó un rodaje pospandemia "igual que antes, después de que haya cura para esto".

En tanto, para Andrenacci, es incierto lo que vendrá: "Tal vez quede todo a mitad de camino entre lo que fue y el peor escenario que nos imaginamos o cada área tenga su protocolo y situaciones para evaluar, pero no me imagino un mundo sin ficción. El arte siempre se las rebusca para encontrar la forma". (Télam)