espectaculos

Martín Bossi: Mi show es una gran misa llena de experiencias

Por Agencia Télam

28-01-2019 05:00

Martín Bossi es muy carismático incluso a la hora de hablar fuera del escenario, pero lejos del impresionante histrionismo que muestra en sus espectáculos, conversó con Télam acerca de su presente de éxito, de su futuro en la televisión y anticipó una larga gira internacional que incluye Madrid, México y Nueva York.

A los 44 años, Bossi se convirtió en la figura que hace más tiempo permanece en la calle Corrientes -9 años y 1,5 millones de espectadores en el Astral- con su "Martín Bossi Master Show", que este año político incorpora un homenaje al inolvidable Tato Bores y en el epílogo al cuartetero Rodrigo.

Hace rato que Bossi deja la sensación de que tiene todo lo necesario para subir un par de escalones más en su carrera, y ese llenar plateas una y otra vez, con un sostenido aplauso incluso en tiempos de crisis, lo hace reflexionar de una manera distinta, sin mohínes ni bromas, de cara al futuro.

-Télam: ¿Sos el mismo arriba o abajo del escenario?

-Martín Bossi: El contraste de lo que hago en el escenario conmigo es importante. Soy como vos. Por ahí cualquiera que me mira subir al escenario dice "este pibe debe ser un loco", pero no, no es así.

-T: ¿Sos de los que se miran hacia adentro?

-MB: Cuando no actuaba era un loco de la guerra, porque al no tener un espacio en donde sacar lo que tenía adentro usaba la vida para eso. Ahora qué lo puedo hacer soy de mirar mucho para adentro, adónde quiero ir... Empiezan a pasarme cosas mucho más humanas. Con respecto a la actuación soy un animal, al nivel de que para estar acá le metí mucho amor, estudio, noches de no dormirÂ… Posta, como si fuesen tres carreras de medicina.

T: La gente aprecia mucho la velocidad de tus cambios externos pero a veces no reflexiona en interno...

-MB: Y ahora se me va a presentar nuevo desafío porque voy a hacer, con Adrián Suar, una serie para Fox. Adrián me dijo: "Ahora no hay máscaras, sos vos, y a vos te van a pasar cosas, a vos te va a llegar una mujer, y así...". Esta va a ser una composición mucho más seria.

-T: ¿Se viene la gira más larga?

-MB: A partir de septiembre me instalo cinco meses afuera, un mes y medio en España, primero veinte días la Gran Vía, en Barcelona y un festival de humor en Mallorca. Sigo con Sevilla, La Coruña, Galicia, y después viene Nueva York, Miami y México.

-MB: Si. Creo que es momento de sentirme incómodo una vez más. Un actor no puede estar demasiado tiempo cómodo.

-T: En este año tan político se despidieron Olmedo, Portales y Porcel, y entra Tato Bores. ¿Eso implica un compromiso distinto con el humor que venís haciendo, más allá que ya hayas imitado a Cristina y a Macri?

-MB: A mi edad ya estoy en condiciones de hacerlo. Tengo un gran autor que es Emilio Tamer, que además de dirigir el espectáculo es un escritor impresionante. El monólogo arranca con qué Tato regresa a Corrientes y Florida y empieza a ver qué ocurrió en todo este tiempo

-T: ¿Lo veías cuando eras chico?

-MB: Sí, lo veía a mi papá y mis abuelos que se reían mucho. Yo no entendía demasiado.

-T: ¿Qué es lo más importante para un showman?

-MB: Para mí lo interesante es que estoy sobre el escenario comunicándome con la gente, a la que le gusta poder ver a Rodrigo en un ring, a Freddy Mercury, a Bob Marley... Mi show es una gran misa llena de experiencias.

-T: ¿Porqué crees que te eligen?

-MB: En los tiempos en donde todos se muestran, veo que la gente que hay, que a veces es mucha y otras poca, me eligió por el mensaje. Creo que vivimos en la cultura del parecer, y hablo de eso en el escenario.

T: ¿Hay algo que no hayas hecho todavía y sueñes con hacer?

-MB: Sueño con hacer mucho cine, trabajar en Broadway, que me conozcan en todo el mundo. A veces dicen "un espectáculo para emocionarse, para reír", pero eso es algo muy liviano. Si me corrés un poco, es un espectáculo donde la gente se ríe todo el tiempo pero no es de humor. La gente piensa que viene a ver un show de humor, pero no, no es humor, es otra cosa.

-T: ¿Hay un cambio en tu concepto del show?

-MB: Este espectáculo es el más personal, en el que más sólo estoy en el escenario. El próximo va a ser con una banda de jazz y yo, con esmoquin, hablando frente a la gente. Como lo hacía Jerry Lewis, durante hora y media.

-T: ¿Como Jerry Lewis o... porque no, como Lenny Bruce?

-MB: Vos estás hablando de palabras mayores. Es como si fuera futbolista y soñara con ser Messi. Voy a intentarlo. (Télam)