espectaculos

Los Macocos recuperan a los Marrapodi para homenaje al artista y su emergencia

Por Agencia Télam

17-01-2020 10:30

El grupo humorístico Los Macocos repondrá desde esta noche en la sala porteña CPM-Multiescena una nueva versión de "La fabulosa historia de los inolvidables Marrapodi", pieza que para el miembro fundador del conjunto Daniel Casablanca "es antes que nada un homenaje al artista y su emergencia".

"Primero es una defensa al teatro nacional y a los géneros, pero, sobre todo, se trata de un homenaje al artista que por sobrevivir reinventa la única historia que tiene, adaptándola a los nuevos estilos de moda", dijo Casablanca a Télam sobre esta pieza que vio la luz por primera vez en 1998 y que contó con la colaboración de Jorge Maronna (Les Luthiers) en el libreto.

Los Macocos, cuarteto formado en 1985 que completan Martín Salazar, Gabriel Wolf y Marcelo Xicarts, recrea en clave de comedia y a través de la extensa y pintoresca historia del teatro argentino la vasta producción artística de los inusuales Marrapodi, una familia que desembarca en el puerto de Santa María de Buenos Aires en 1792.

De este modo, la obra que se podrá ver los viernes y sábados a las 23 en el teatro de avenida Corrientes 1764, recorre los géneros que gestaron la vida entre bambalinas, desde el clásico español, pasando por el sainete, la zarzuela, el circo criollo, el grotesco, la revista y el típico realismo argentino.

La banda que defiende la bandera del humor rioplatense y que forjó un camino en el que primero conquistó el circuito del off porteño para alcanzar luego salas oficiales como el San Martín, Cervantes y Alvear, además de las comerciales, ostenta una trayectoria con más de una veintena de espectáculos.

Reconocido en Latinoamérica y con presentaciones en Estados Unidos y España, el cuarteto decidió que era momento de recuperar este tributo un año después de volver al ruedo con la mordaz "Los Albornoz (Delicias de una familia argentina)", con el que interrumpió varios años de inactividad.

"' Los Albornoz...', que reestrenamos el año pasado, era más negro, ácido y de crítica; quisimos que sea a modo de protesta y de acuerdo a lo que nos habían parecido estos últimos años para la ciudadanía. Pero, ahora, tuvimos ganas ganas de interpretar algo más entrañable y cariñoso con el que es nuestro espectáculo de menor crítica", fundamentó Casablanca.

Además de su histórica pertenencia a Los Macocos, Casablanca es el único sobreviviente del elenco original de la exitosa comedia "Toc Toc" que inicia su décima temporada y dirije "Romance del baco y la vaca", unipersonal de Marco Antonio Caponi, que pasó del under al Teatro Metropolitan.

Télam: ¿Qué se prioriza en la trama de "La fabulosa historia de los inolvidables Marrapodi"?

D. Casablanca: Sobre todo versa en la fragilidad del actor que debe adaptarse a distintos momentos. En esta obra, los que triunfan siempre son los otros, mientras que los Marrapodi nunca la pegan, pero a pesar de eso van inventando, de urgencia y por sobrevivir, los géneros.

T: ¿Se ríe de lo que alguna vez debieron padecer?

DC: Y sí, es un homenaje a la vida del actor cuya realidad muchas veces es la emergencia. Si le preguntás a muchos artistas, las obras más importantes las hicieron por encargo y no por inspiración. Por ejemplo, nosotros estuvimos casi tres años investigando y preparando "Geometría de un viaje" (1994), un espectáculo de tres horas y media de duración. Cambiamos de horario, de sala, el valor de la entrada y fue un fracaso. Estábamos desesperados porque teníamos que pagar las deudas del espectáculo y armamos "Guiso de Macocos", que fue una recopilación de sketches y recuperamos la plata. A veces no hay mucha explicación, salimos a salvarnos. "Un guiso..." fue un exitazo y hubo reconocimiento... Bueno... la investigación de la otra obra habrá servido, ¿no?.

T: ¡Algo similar al origen de Los Macocos!

DC: (risas) Sí, estábamos en el conservatorio preparando unos números, alguien nos vio y nos preguntó si queríamos preparar una hora de esos sketches para un barco que salía tres veces por semana de Buenos Aires a San Nicolás, así que preparamos todo y el barco nunca salió, nunca más nos llamaron, pero nosotros tuvimos el material para estrenar nuestro primer espectáculo.

T: Y paralelamente a estas anécdotas también está con una nueva temporada de "Toc Toc", que parece soportar cualquier crisis económica, ¿Cómo se mantiene durante tanto tiempo una obra en cartelera?

DC: Sí, con "Toc Toc" estamos cerca de la función 3.000. No sé por qué será, debe tener un poco del boca en boca... El espectáculo se hace en Perú pero el peruano viene a Buenos Aires a ver "Toc Toc", la ciudad tiene un público que se recicla, de toda Latinoamérica y también del interior, porque se estrena en Rosario pero el rosarino la viene a ver acá. Es algo característico de la salida teatral porteña, que fue tan castigada estos últimos años. A nosotros nos mataron el año pasado, esta gente era especialista en hacer crisis, subía todo, rompía la calle... la hace difícil. Por lo menos, en este momento, uno siente una inyección de optimismo y en verano en Buenos Aires ir al teatro es siempre una excelente opción. (Télam)