economia

Presentan plan para crecimiento de exportaciones y mejora de competitividad vitivinícola argentina

Por Agencia Télam

11-08-2020 03:45

La Corporación Vitivinícola Argentina (Coviar) presentó al ministro de Desarrollo Productivo de la Nación, Matías Kulfas, un plan con medidas de rápida acción y una agenda de temas prioritarios a resolver con el objetivo de fomentar las exportaciones, generando divisas genuinas para el país, y mejorar la competitividad de toda la cadena.

“Necesitamos incentivos y medidas concretas que mejoren el nivel de competitividad de nuestra producción en los mercados internacionales”, afirmó José Alberto Zuccardi, presidente de la Coviar, tras la presentación de las cinco propuestas de rápida aplicación.

En el encuentro también se fijó una agenda de temas prioritarios a resolver como aranceles y acuerdos internacionales, altos costos logísticos, presión impositiva y escasa promoción externa de los productos argentinos.

Las propuestas incluyen el incremento de los reintegros, la baja de las retenciones e incentivos para acelerar el ingreso de divisas, la exención del impuesto PAIS a los gastos en promoción en el exterior, el uso del derecho de exportación como crédito fiscal para el pago de Ganancias y la aceleración del cobro de IVA.

Según la entidad, un aumento en los reintegros a las exportaciones de los productos vitivinícolas permitiría "compensar los tributos internos que los exportadores pagan en las distintas etapas de producción y comercialización" y "ganar competitividad exportadora a partir de una reducción compensatoria de la presión fiscal", con un costo fiscal de $2.400 millones anuales, 4% de las exportaciones vitivinícolas anuales.

Por otra parte, la bonificación en la tasa de derechos de exportación en función al plazo registrado entre la oficialización de las exportaciones y el ingreso efectivo de las divisas permitiría al exportador negociar con un margen más amplio con los compradores del mundo mejores condiciones de pagos en cuanto a plazos, con un costo fiscal máximo de $900 millones por año, 1% de las exportaciones vitivinícolas anuales.

En tanto, la compensación del pago del impuesto PAÍS aumentando el reintegro en un 1% a los establecimientos que realizan acciones de promoción en el exterior de sus productos tendría un costo fiscal de $60 millones anuales.

La utilización de los Derechos de Exportación como crédito para el pago del impuesto a las Ganancias permitiría al Estado recaudar más y a los exportadores beneficiarse con el incremento de sus cantidades exportadas.

Por último, acelerar los plazos de devolución de IVA para los establecimientos vitivinícolas, a un período promedio de 30 días, desde los actuales 120 días, reduciría el costo financiero que erosiona la capacidad crediticia de las empresas, especialmente las pymes. (Télam)