economia

La CAC planteó que la expropiación de Vicentin debe ser una excepción y con marco constitucional

Por Agencia Télam

10-06-2020 06:00

La Cámara Argentina de Comercio y Servicios (CAC) manifestó hoy que la expropiación de una empresa debe ser "una medida excepcional y ajustada a lo que establece la Constitución Nacional", por lo que deben "fundarse en utilidad pública y estar calificada por ley y previamente indemnizada".

La entidad empresaria explicitó de esta forma su posición con respecto a la decisión del gobierno nacional de intervenir la agroexportadora Vicentin y enviar al Congreso un proyecto de ley para su posterior expropiación.

En ese contexto, la cámara que preside Jorge di Fiori consideró que la intervención de una empresa que se encuentra en trámite concursal "implica un procedimiento anómalo -genera un conflicto con la normativa existente y con la jurisdicción del juez concursal-, que es probable que provoque litigiosidad que afecte a las arcas públicas y el funcionamiento de la empresa".

"La expropiación debe ser una medida excepcional y ajustada a lo que establece la Constitución Nacional: fundarse en utilidad pública y estar calificada por ley y previamente indemnizada, lo que supone una tasación adecuada y un pago acorde", expuso la CAC en un comunicado de prensa.

En el caso de que el proceso de expropiación se sustente en una causal de utilidad pública, la CAC entendió que "requiere que se verifiquen elementos que en el caso no se consideran reunidos, aplicando a una situación de crisis empresaria que tienen una regulación legal de fondo una medida excepcional que no se ajusta a la manda constitucional".

La expropiación "no favorece a la empresa en cuestión (que tiene en el proceso judicial el mecanismo para la solución de sus problemas y en las instituciones vigentes instrumentos para mejorar su condición financiera, productiva y comercial), ni resulta positiva para sus clientes, proveedores y trabajadores, como así tampoco para el conjunto de la economía nacional", agregó la entidad empresarial.

Más allá del caso de Vicentin, la cámara enunció que "el respeto de las normas y de la división de poderes, así como la limitación del rol estatal en los asuntos públicos, son esenciales en una economía y una sociedad modernas".

En ese sentido, planteó que el sistema establecido en la Constitución nacional resulta "además de un orden legal a cumplir, un beneficio para el conjunto" y rescató que "la creación de condiciones de previsibilidad es un elemento clave para la toma decisiones que deriven en una economía virtuosa y próspera. Por el contrario, medidas que generan incertidumbre conspiran contra tal objetivo", concluyó

(Télam)