economia

El neuquino Darío Martínez será nuevo secretario de Energía y el área pasa a la órbita de Economía

Por Agencia Télam

21-08-2020 07:15

El neuquino Darío Martínez será el nuevo secretario de Energía, en reemplazo de Sergio Lanzani, a quien el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, le solicitó hoy la renuncia, cambio que incluirá el traspaso de esa dependencia a la órbita del Ministerio de Economía.

Este mediodía, voceros oficiales informaron del pedido de Kulfas a Lanzini, para designar en su lugar al actual presidente de la Comisión de Energía del Diputados, "con muy buena relación con Alberto Fernández y todos los otros sectores que componen el Frente de Todos", según resaltaron los voceros.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, y Kulfas pondrán en funciones a Martínez el próximo lunes, adelantaron las mismas fuentes.

La salida del misionero Lanziani no sorprendió en el sector, ya que su gestión se fue desdibujando desde que asumió en diciembre y desde entonces no participó de definiciones centrales de su cartera como la implementación del barril criollo o la discusión del nuevo esquema de gas que el Gobierno se apresta a anunciar.

En todos los casos la voz negociadora fue el ministro Kulfas y el subsecretario de Hidrocarburos, Juan Carbajales.

Pero a la par del cambio de nombres, fuentes oficiales agregaron que la secretaría pasará a depender del Ministerio de Economía, lo que recién se concretará con el dictado de los decretos pertinentes.

La Secretaría de Energía tendrá "permanencia en la planta central del Palacio de Hacienda", se explicó esta tarde sobre el futuro de la dependencia, integrada por las Subsecretarías de Energía Eléctrica, a cargo de Osvaldo Arrúa; de Hidrocarburos con Juan Carbajales, y de Planeamiento Energético con Juan Pablo Ordóñez.

Martínez, de 45 años y tres hijos, como presidente de la Comisión de Energía en la Cámara de Diputados, estaba por ponerse al frente de la discusión que el Gobierno prevé dar en el Congreso sobre la nueva Ley de Hidrocarburos, con la que se busca impusar la producción y las inversiones en Vaca Muerta.

Ese rol, además de su vida y militancia en Neuquén, le permiten asegurar que conoce de primera mano a Vaca Muerta, sus empresas, sus trabajadores y las problemáticas que deberá superar para convertirse en el gran factor de desarrollo de la Argentina.

En el área particular de Energía, los objetivos trazados apuntan a potenciar la producción de hidrocarburos (petróleo y gas), que sufrió en los últimos meses el impacto de la pandemia de coronavirus, con una fuerte baja de los precios internacionales y una importante caída en la demanda local.

Martínez tendrá a su cargo, en ese sentido, la definición sobre los cambios en las normas hidrocarburíferas, en especial para facilitar las millonarias inversiones que se requieren para potenciar la extracción, tanto en los yacimientos convencionales como en los no convencionales de Vaca Muerta, y avanzar en una eventual segunda ronda de exploración off shore.

El nuevo secretario deberá además intervenir en los mecanismos de descongelamiento y en las pautas de futuros ajustes de las tarifas de los servicios públicos del gas y la electricidad, y en las inversiones de las empresas concesionarias.

También está a la espera de mayores definiciones el futuro de las energías renovables tras la experiencia macrista mediante las tres rondas del programa Renovar, el eventual desarrollo de la energía atómica mediante la construcción de una demorada cuarta central nuclear con financiamiento chino, y el necesario crecimiento de la infraestructura.

El más inmediato de los anuncios se estima será la presentación final del nuevo Esquema de Gas 2020-2024 para promover la inversión y producción del sector.

Al respecto, Martínez afirmó hace tres semanas que el cambio en la materia será "un primer paso" que se complementará con la nueva Ley de Hidrocarburos que impulsa el Gobierno nacional.

El dirigente neuquino difundió un informe en el que señaló que el plan, que tentativamente se lanzará en octubre próximo, "tiene a la cuenca neuquina como principal productora y proveedora, generará el movimiento de la economía regional y el fortalecimiento de las finanzas provinciales, por mayor recaudación de regalías e impuestos".

En uno de sus últimos posteos en Twitter, antes de difundirse su designación al frente de la Secretaría de Energía, destacó que junto a legisladores provinciales del Neuquén y de Río Negro debatió "sobre el rol que el Estado Nacional y las provincias deben asumir en la generación de energía hidroeléctrica al servicio de la producción y el empleo, tanto de la región como de todo el país".

(Télam)