economia

El gobierno de Chaco impulsa la recomposición del stock ganadero perdido en las inundaciones de 2019

Por Agencia Télam

22-07-2020 12:15

El Ministerio de Producción de Chaco impulsa la recomposición del stock de ganadería vacuna que ronda los 2,5 millones de cabezas, tras las inundaciones de 2019 que complicaron las actividades del sector, según dijo hoy el subsecretario de Ganadería, Sebastián Bravo.

Bravo dijo a Télam que “el mejoramiento de los precios en los últimos meses de los distintos productos ganaderos, favoreció la recomposición del stock en una actividad que estuvo exenta de las limitaciones impuestas por Presidencia de la Nación en el inicio de la pandemia de coronavirus”.

Luego señaló que “el año pasado, por la emergencia por excesos hídricos, muchas cabezas de ganado vacuno fueron a faena, en un periodo de tiempo que fue de enero a julio en un sector de la provincia, pero en otras zonas las lluvias intensas se produjeron después y siguieron con problemas”.

Luego señaló que “en este contexto el objetivo es llegar a los pequeños y medianos productores con los remates que se hacen sin asistencia de público por el coronavirus”, como el que se realizará hoy en Quitilipi, una localidad ubicada a 145 kilómetros al noroeste de la capital provincial.

“Nosotros nos encargamos de la logística y buscamos a los animales que se rematarán bajo esa modalidad”, acotó, para luego señalar que “así pueden participar productores que tienen pocos animales, y que si no fuera por esta iniciativa no tendrían alternativa de este modo de venta de su producción”.

Por otra parte, Bravo dijo que la pandemia de Covid-19 afectó inicialmente a la actividad pecuaria “en los que se trabajó campo adentro durante los dos primeros meses”, y que después se abrió esta ventana de los remates ferias virtuales vía plataformas de internet o televisados.

“Depende de la localidad se decide la modalidad, a veces con la presencia sólo de compradores porque no son actividades abiertas al público”, añadió al dar cuenta de la producción ganadera en tiempos de coronavirus.

Al respecto, precisó que “este modo de comercialización no es nuevo, ya se venía utilizando pero se tornó necesario porque hay medidas sanitarias que establecen restricciones de circulación de personas”.

Por otra parte, el funcionario apuntó que “en el norte de la provincia el problema de la sequía se está acrecentando, teniendo en cuenta, también, que el invierno no es crudo, por lo que el impacto de las temperaturas fortalecen esa condición de falta de agua para la producción agrícola y ganadera”.

Después señaló que “este problema es atendido por esta Subsecretaría que junto a las autoridades de varias localidades está trabajando para la asistencia de forraje y acarreo de agua tanto para la gente como para producción”, y que “se espera que los pronósticos de lluvias se concreten para mejorar la actividad productiva”. (Télam)