deportes

Los hermanos Pablo y Hugo Barrientos fueron demorados por romper la cuarentena en Chubut

Por Agencia Télam

28-04-2020 02:30

Los futbolistas Pablo y Hugo Barrientos fueron demorados por la policía en Comodoro Rivadavia, junto con otras once personas, a quienes se les imputó el delito de romper la cuarentena mientras jugaban un partido en el predio cerrado "Fútbol 5", ubicado en el barrio 9 de Julio de Comodoro Rivadavia.

Pablo Barrientos, de 35 años, juega actualmente en Nacional de Montevideo. Tras surgir en San Lorenzo, pasó por el fútbol de Rusia, Italia y México, y también por Estudiantes de La Plata.

Hugo Barrientos, de 43 años, fue jugador de Huracán, Newell`s Old Boys, Olimpo de Bahía Blanca, San Martín de San Juan, Instituto de Córdoba y All Boys, entre otros.

La información fue confirmada hoy a Télam por el jefe de la policía del Chubut, Miguel Gómez, quien explicó que "según tengo entendido, se actuó ayer por la denuncia de unos vecinos, se constató la infracción, se procedió a labrar el acta respectiva y se clausuró el gimnasio por disposición municipal".

A los hermanos barrientos se les imputa el incumpliento de lo establecido en el artículo 205 del Código Penal, que establece que “será reprimido con prisión de seis meses a dos años, al que violare las medidas adoptadas por las autoridades competentes, para impedir la introducción o propagación de una epidemia”.

De acuerdo con el acta a la que tuvo acceso Télam, la actuación policial se produjo en "calle Mendoza entre 13 de Diciembre y Pastor Scheneidern, donde se constató un grupo de personas que se encontraban jugando a la pelota y se da conocimiento a la fiscalía federal de turno", que dispuso la notificación en libertad de todos ellos".

Los demorados fueron identificados como Rafael Fiedynivh (49), Leonardo Barrientos (39), Gastón Barrientos (21), José Ulloa (38), Héctor Eduardo Mella (33), Pablo Cardenas (38), Marcos Martín Antileo (33), Pablo César Barrientos (35), Jesús Álvarez (36) Germán Elicincin (24) Hugo Barrientos (43), Jorge Luis Rogel (39) y Leoncio Gaty (32).

La causa está en manos de los fiscales federales Mauricio Abaurre y Silvina Avila, quienes "previa notificación e imputación de los hechos dejaron en libertad a los encausados previa corroboración de domicilio", agregó la información policial. (Télam)