deportes

El Maracanazo del Rojo

Por Agencia Télam

14-07-2019 12:00

El 15 de julio es uno de los días más gloriosos del fútbol argentino en materia de la Copa Libertadores, ya que mañana se cumplirán un decenio de la conquista de Estudiantes de La Plata en el Mineirao y 55 años del "Maracanazo" de Independiente ante el mismísimo Santos de Pelé.

En efecto, el 15 de julio de 1964, en el legendario estadio carioca en el que por entonces una asistencia de más de 100.000 espectadores era de lo más frecuente, Independiente remontó una desventaja de 2-0 ante el vigente bicampeón y considerado uno de los mejores equipos del planeta.

O incluso el mejor equipo del planeta, toda vez que Santos también se había coronado por duplicado en la Copa Europea-Sudamericana, o Intercontinental, en 1962 con un acumulado de 8 a 4 expensas de Benfica y en 1963 en el partido desempate con Milan de Italia.

Llevado de la mano por Pelé en su apogeo (O Rei tenía 23 años), más otras luminarias de la época, como Gilmar en el arco, Zito en el medio centro y Pepe en la punta izquierda, Santos se perfilaba como el favorito cantado para llevarse la Copa por tercera vez consecutiva.

Y aún cuando Pelé estaba lesionado y no jugó aquella noche, así parecía y así se perfilaba la semifinal A: un gol de Pepe y otro de Almir pusieron 2 a 0 a Santos a los 35 minutos del primer tiempo.

Sucedió entonces que cuando la goleada del ballet paulista se insinuaba una formalidad empezó a tallarse la piedra fundacional del Independiente de las gestas coperas.

Descontó Mario Rodríguez a los 44, empató Raúl Emilio Bernao a los 45 y un minuto antes del final del partido Luis Suárez consumó la proeza.

Ocho días después tuvo lugar el desquite en el estadio de la Doble Visera y volvió a ganar Independiente, esta vez por 2 a 1, pero el pescado grande había estado a la venta en el Maracaná.

Dirigido por Manuel Giúdice, "El Colorado", aquella noche Independiente formó con Toriani; Guzmán y Rolan: Ferreiro, Acevedo (Mori) y Maldonado; Bernao, Mura, Suárez, Rodríguez y Savoy.

Santos, por su parte, conducido por Lula alistó a Gilmar, Ismael y Dalmo; Ely, Zito y Haroldo; Peixinho, Lima, Toninho, Almir y Pepe.

Tras eliminar al Santos, el Rojo se quedará con la primera de sus siete Libertadores el 12 de agosto del 64 al imponerse por 1 a 0 a Nacional de Montevideo gracias a una anotación de Rodríguez. (Télam)