deportes

Boca y River se cruzaron en Seattle, pero solo fuera de la cancha

Por Agencia Télam

07-07-2019 03:15

Boca Juniors y River Plate coincidieron en un mismo lugar el sábado por la noche, el CenturyLink Field de Seattle, pero solo para jugar ante Chivas y America de México, respectivamente, con sendos triunfos en los amistosos de pretemporada.

El cruce entre los dos equipos más populares de la Argentina se concretó con la salida del entrenador de River, Marcelo Gallardo, y el ingreso de los jugadores de Boca para el calentamiento previo.

Gallardo, satisfecho con el 2-0 de sus dirigidos, divisó al arquero Esteban Andrada y no dudó en extender la mano para saludarlo.

El arquero xeneize retribuyó con respeto el gesto, que repitió su competidor en el puesto, Marcos Díaz.

El video, que se hizo viral en las redes sociales, no registró más saludos en la extensa fila de futbolistas de Boca en el trayecto de Gallardo al vestuario, pero la escena transcurrió sin agravios ni alteraciones.

La última vez que River y Boca se vieron los rostros ocurrió el 9 de diciembre de 2018 cuando el club de Núñez se consagró campeón de la Copa Libertadores de América en el Santiago Bernabéu de Madrid con el triunfo 3 a 1.

Aquella serie inédita e histórica sufrió varios contratiempos. La ida en La Bombonera se postergó 24 horas por una lluvia torrencial y la revancha en el Monumental nunca se jugó como consecuencia de la agresión al micro de Boca en su ingreso a la calle Lidoro Quinteros, que motivó su traslado al estadio del Real Madrid.

El gol de Gonzalo "Pity" Martínez, con el arco a su disposición después de una contra letal, recorrió el mundo y es hasta el momento la última instantánea en cancha, oficial o amistosa, del Superclásico.

La caballerosidad del "Muñeco" y la respuesta correcta de Andrada y Díaz pusieron de manifiesto un buen trato para calmar los ánimos después algunos hechos desagradables de una Súperfinal signada por los nervios, cierta histeria y la falta de previsión de los organismos oficiales.

El primer semestre de 2019 pasó sin enfrentamientos entre Boca y River. La segunda parte de la Superliga no los tuvo en el calendario y la Copa de la Superliga, donde los dirigidos por Gustavo Alfaro cayeron en la final ante Tigre, tampoco reeditó el choque.

La incertidumbre rodea, por ahora, al Superclásico a propósito del primer partido post final de Madrid.

El segundo semestre de este año solo podría enfrentarlos por Copa Libertadores (semifinales) o Copa Argentina (cuartos de final).

Durante 2018, River y Boca disputaron cinco partidos con cuatro triunfos para el equipo de Gallardo y un empate. En ese lapso, el "millonario" no solo obtuvo la Copa Libertadores, también ganó la Supercopa Argentina en Mendoza con los tantos del "Pity" Martínez e Ignacio Scocco.

La revancha para Boca se dilata, aún en los amistosos, porque la gira por Estados Unidos no los dejó mano a mano en la cancha.

Las pretemporadas solían juntar a River y Boca en un modo de preparación exigente porque ninguno de los dos quiere perder aunque se trate de un encuentro no oficial.

El 2019 se erige como la excepción en ese sentido con chances de extender la espera, mientras el grito del "Pity" Martínez continúa celebrándose en distintos puntos del país. (Télam)