1-seccion

GHI SOSTUVO QUE LA LEY IMPOSITIVA ES UNA HERRAMIENTA PARA ORDENAR LOS PRESUPUESTOS MUNICIPALES

Más detalles en la nota.

Por Agencia Télam

07-01-2020 04:45

El intendente de Morón, Lucas Ghi, consideró hoy que el proyecto de Ley Impositiva que impulsa el gobierno bonaerense “es una herramienta clave” para que los municipios “puedan ordenar sus cuentas y sancionar sus propios presupuestos”, y aseguró que la gestión de saliente de Ramiro Tagliaferro dejó al distrito “en una situación económica crítica”.

“Hoy no tenemos presupuesto y nos estamos manejando con una prórroga del que se sancionó en 2019. Muchos municipios están en una situación similar y por eso se necesita una herramienta como la Ley impositiva para poder ordenar nuestras administraciones”, señaló Ghi en declaraciones a Télam.

De esta forma, el titular del ejecutivo comunal moronense respaldó la sanción del proyecto que mañana comenzará a ser tratado por la Legislatura provincial, que no pudo aprobarse en la última sesión del año pasado porque el bloque de Juntos por el Cambio se negó a dar quórum.

“Necesitamos que esa ley se sancione porque estamos en una situación económica peor a la que nos imaginábamos que lo encontraríamos. Estimamos que nos dejaron una deuda con acreedores por más de 1.200 millones de pesos; más de 600 comercios cerrados y varias empresas que se fueron de los parque industriales que tenemos instalados en el partido”, explicó.

En ese sentido, Ghi recordó que mañana, a partir de las 10, en la sede comunal, la administración recibirá a todas aquellas personas que afirman tener una deuda con la comuna de Morón para establecer “una operatoria de pago”.

“Tenemos un registro de 552 personas que afirman que el Municipio les debe algo. Vamos a verificar esos saldos por medio del Tribunal del Cuentas y efectuaremos un plan de pagos. Estimamos que la deuda ascenderá a los 1200 millones de pesos, pero puede ser un monto más elevado”, indicó Ghi.

El pasado viernes, el gobierno municipal de Morón presentó una denuncia ante la Unidad Fiscal de Investigaciones 4 del distrito, para que se investigue la aparente tramitación de licencias ilegales de conducir a ciudadanos de otros partidos por parte de funcionarios de la gestión de Tagliaferro.

La presentación fue efectuada por la Oficina Anticorrupción del Ejecutivo y solicitó que se investigue la posible comisión de los delitos de "defraudación a la administración pública, asociación ilícita, incumplimiento de deberes de funcionario público, cohecho e incompatibilidad con el ejercicio de la función pública". (Télam)