El gobierno salteño y el Servicio Nacional de Calidad Agroalimentaria (Senasa) intensificaron las acciones de vigilancia para la detección de langostas, ante el avance de las mangas provenientes de Paraguay.

El objetivo es lograr detecciones tempranas de la plaga en sus estadios juveniles y realizar el control en el momento oportuno, a fin de disminuir su reproducción y lograr una merma del nivel poblacional.

Desde la secretaría de Asuntos Agrarios del Ministerio de Producción, Trabajo y Desarrollo Sustentable de Salta recordaron que se encuentra vigente la emergencia fitosanitaria por la plaga.

La resolución 438 de julio de 2017 establece la obligatoriedad de denuncia al Senasa y la realización de tareas de control por parte de productores, propietarios y arrendatarios hasta agosto de 2019.

Los productores deben realizar el monitoreo continuo en sus predios y, en caso de detectar la presencia de la plaga, denunciarla de inmediato al Senasa para que los técnicos del organismo constaten la situación y coordinen las acciones.

Se aclaró que el productor o propietario del campo es el primer responsable en el control de la langosta, por lo que debe utilizar los productos autorizados por el Senasa.

El Senasa cuenta con una herramienta para realizar denuncias, tanto de la sospecha de presencia de langostas y tucuras como de otras plagas, a través de dispositivos móviles, llamada Alertas Senasa.

La misma es de descarga gratuita, desde el PlayStore de Android o iOS, y permite capturar una imagen de la plaga, georeferenciarla y enviar el alerta, que reciben los técnicos del Senasa. (Télam)