El proyecto contempla la extensión de la red de agua potable y cloaca y la conexión a 277 viviendas. Además, sumará a trabajadores del barrio que son los que llevarán adelante la mano de obra.

“Es un orgullo que llegue la obra de agua y cloaca que el Barrio Maldonado necesita porque estamos saldando una deuda que tenía el Estado con las familias", aseguró Valenzuela.

Y concluyó: “Debemos trabajar arduamente para que cada vecino y vecina del distrito tenga los servicios básicos en su casa”