El Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible autorizó el uso de la tecnología que funciona en el Complejo Ambiental, que permite una sensible reducción de residuos en hasta un 80 por ciento, en un hecho inédito para la Provincia y el país.

Se trata de la primera autorización en la Argentina para el uso de este tipo de equipos, que en Exaltación de la Cruz funciona como prueba piloto desde el año pasado, y que promete ser un cambio sin precedentes en el tratamiento de los residuos sólidos urbanos.

La autorización incluye el Plan de Trabajo consensuado entre OPDS e INTI, lo que representa una noticia altamente positiva para el proceso de reconversión que inició la gestión del intendente Diego Nanni para el histórico basural, hoy convertido en un moderno predio ambiental.

Así, la máquina de la empresa Zewan podrá operar a toda su capacidad, reduciendo la basura en un 80 por ciento, y dejando como saldo un material inerte, sin olor, que incluso puede usarse para la fabricación de ladrillos.

“Esto es el paso previo al permiso de uso y aprobación definitiva, ya que estamos hablando de una tecnología inédita y nunca antes conocida, por lo que es un gran avance en el tratamiento de los residuos”, dijo Jésica Leischner, jefa de Medio Ambiente