En tiempos de pandemia el acceso a internet para sostener la enseñanza y educación es clave. En ese sentido, el Municipio de San Isidro colocó una antena en el Bajo de San Isidro para que los chicos y chicas que asisten al “Comedor de Mary” para recibir apoyo escolar tengan acceso a Internet. La medida beneficia a más de 300 chicos del barrio.

Macarena Posse, a cargo de la coordinación entre el Municipio, entidades intermedias y vecinos, contó: “Es una noticia muy buena que estos chicos puedan tener conectividad en estos tiempos difíciles”.

María de San José, al frente del comedor ubicado en Camino de la Ribera 428, celebró: “Era muy importante tener Internet para que los chicos puedan hacer la tarea. Estamos muy contentos y agradecidos al Municipio”.

El Comedor de Mary también le da de comer a los niños y hay diversos talleres. Juliette Massouh, presidenta de la Fundación Juncos de Plata, completó: “Este tipo de acciones implican mayor inclusión social”. Por su lado, el jefe comunal expresó en su cuenta de Twitter que “el acceso a la red es fundamental para sostener la enseñanza y la educación en tiempos de pandemia”